NOTARIOS

José Ramón Castro Reina
Manuel Ignacio Cotorruelo Sánchez

La tan anunciada Ley de Emprendedores entró en vigor en su mayor parte, el pasado 28 de septiembre y ha traído a nuestro Derecho dos nuevas figuras:   –el emprendedor de responsabilidad limitada (ERL); y, -la sociedad de formación sucesiva, de las que vamos a tratar en este blog.

Este primer post lo vamos a dedicar al estudio de la figura del emprendedor de responsabilidad limitada, haciendo y respondiendo las siguientes preguntas:

    ¿Qué es un emprendedor de responsabilidad limitada? Según la norma, es una persona física que realiza una actividad empresarial o profesional y que se acoge a la limitación de responsabilidad regulada en la Ley, que consiste en que la vivienda habitual queda excluida de responsabilidad por su actuación empresarial o profesional, siempre que el valor de aquella sea inferior a 300000 euros o 450000 euros en poblaciones de más de un millón de habitantes. 

    ¿Se protege la vivienda habitual de cualquier deuda? No, solamente de las que tienen su origen en la actividad empresarial o profesional del emprendedor.

 Tampoco está protegida respecto de las deudas anteriores a la inscripción del empresario como emprendedor de responsabilidad limitada.

 Y las deudas derivadas de Hacienda o Seguridad Social afectan en su integridad a la vivienda habitual, es decir que la limitación no opera respecto a las deudas que tengan ese origen.

    ¿Cómo se obtiene la calificación de emprendedor de responsabilidad limitada? Es necesario inscribir esa circunstancia en el Registro Mercantil de su domicilio. Para ello debe otorgarse un acta en una Notaría o un escrito con firma electrónica reconocida del empresario remitida telemáticamente al Registro Mercantil. El Registrador Mercantil cobrará 40 euros por su inscripción y remitirá certificación telemática al Registro de la Propiedad donde se encuentre inscrita la vivienda habitual y el Registrador de la Propiedad cobrará 24 euros.

    ¿Existen obligaciones para mantener la cualidad de Emprendedor de responsabilidad limitada? Sí y son varias, además de las dichas anteriormente de inscribir en el Registro Mercantil y de la Propiedad, a saber

1º) Debe constar en toda su documentación la condición de «empresario de responsabilidad limitada» o las siglas “ERL”.

2º) Someter a auditoría las cuentas anuales de su actividad empresarial o profesional.

3º) Depositar las cuentas en el Registro Mercantil en el plazo máximo de 7 meses desde el cierre del ejercicio social.

    ¿Se puede beneficiar cualquier empresario o profesional de este régimen? Sí, si cumple con las obligaciones anteriormente expresadas y siempre que no quede  acreditado por sentencia firme o en concurso declarado culpable que hubiera actuado con fraude o negligencia grave en el cumplimiento de sus obligaciones con terceros.

     ¿Hay alguna otra figura jurídica en nuestro Derecho que permita obtener la misma limitación de responsabilidad? Sí, por supuesto; y no sólo limita la responsabilidad sobre la vivienda habitual sino respecto a todo el patrimonio del empresario o profesional: la sociedad de responsabilidad limitada unipersonal.

Pero de eso hablaremos otro día y en  el próximo post, de las sociedades limitadas de formación sucesiva.